sábado, 31 de diciembre de 2016

Los libros que me encontraron en este 2016. Parte I

El año pasado empecé esta tradición de anotar en el blog mis lecturas del año.

Una lista de los libros que me encontraron. 

Al menos en parte (siempre me olvido de anotar y tengo que andar revisando estantes para recordarlo).

A varios los estuve buscando, o los elegí, pero en muchas ocasiones ellos vinieron a mi encuentro, y me eligieron. (quién hubiera pensado que el último día laboral del año, en una librería de usados, se me apareciera ese libro que hace años que venía buscando leer...)

Varios llegaron aupados de manos amorosas. Recomendados o escogidos para mí.

Varios están dedicados (decidí agregarles esta expresión para recordármelo 😊)

Cuando un libro es acunado por las manos del autor y además carga una dedicatoria de su puño y letra, tiene una carga sentimental que lo arropa, y nos genera un vínculo...

Cuando llevo ese libro y se lo ofrezco a alguien (a un alumno en mis clases, a un niño en un taller, a un padre en la plaza del barrio), recojo en esas letras, las huellas del autor, y lo hago presente para que el que lo lea, también lo conozca.


En esta primera lista incluyo todo (exceptuando, los libros álbum o libros ilustrados que aparecerán en otra entrada, espero...). Entiendo que son libros que en una librería aparecerían en diferentes estantes, o sectores... Ensayos, o Literatura Juvenil, o Literatura Infantil Novelas  o Literatura Latinoamericana o Literatura Internacional





(el tatú que aparece al tope de la pila es obra de Natalia Méndez, y es una de las últimas adquisiones del año, que arrastra tras sí una historia de larga data...que dejaré para las vacaciones) 










 Hermoso recuerdo de A la zorra, by Natalia Méndez (pueden encontrarla en su página del facebook, preciosidades en cerámica y más ...)
     















Al juntarlos para la foto (a los que quieren aparecer porque hay varios que se escondieron, o que ya no están en casa dado que han regresado a sus bibliotecas), me doy cuenta que son, (otra vez), más de los que pensaba. 


También, que no hay tantos libros de poesía como otros años. Quizás porque este año leí bastante poesía en la web.


La pila de los que no llegué a terminar es igual de grande. Creo que este año hice una lectura más fragmentada (esto que dicen algunos autores de que cambiamos nuestro modo de leer a partir de la llegada de internet, a mi me ha pasado).  

Las categorías que más han sufrido, fueron los libros de teoría sobre LIJ, y sobre ciencia. Quizás además de tiempo, para ellos, me faltó concentración, necesito sentarme para poder disfrutarlos, y la lectura de pie que ejercito continuamente, o en el camino, mientras utilizo algún medio de transporte, no me lo permite.

Hay muchos más libros de colecciones infantiles y juveniles, porque los leo con los chicos (con mis hijos, en el ritual antes de dormir), para los chicos, o por los chicos. Para eso siempre me hago tiempo. Pocas novelas y cuentos para adultos...(esos quedan relegados a los tiempos de vacaciones, que este año fueron escasas).

De algunos he logrado, (un gran avance este año) hacer una pequeña reseña...de otros aún no...Intentaré en las vacaciones sumar algún comentario que me ha quedado en el tintero (¿en el teclado?, ¿en el archivo?).

Igual todos se merecen estar. Son parte de mi recorrido de este año...

El orden, es aquel en que los he leido...claro que hay algunos que empecé a leer en vacaciones y terminé ayer. Mejor lo dejamos así...

 El equipo de los sueños Sergio Olguín
Tiempo de dragones Liliana Bodoc
Vuelta al sur Mario Méndez
La rebelión de las palabras Andrea Ferrari
La rama de azúcar María Cristina Ramos (😊)
Nunca estuve en guerra Franco Vaccarini
Olfato de detective Christine Nöstlinger 
Cartas escritas con plumas y pelos Philippe Lechermeier
Leer y saber los libros informativos para niños Ana Garralón (relectura)
Secretos que no sabemos que saben Yolanda Reyes (😊)

La fábrica de Cristal Lidia Lardone
Mi nombre es Bonzi, Aldo Bonzi Martín Blasco 
Los meteoritos odiaban a los dinosaurios Jorge Accame
El complot de las flores Andrea Ferrari
Las visitas Silvia Schujer
Cuentos que no son cuentos Laura Devetach
Cuentos de humor Antología compilada por Susana Izcovich (relectura) 
Lucía, no tardes Sandra Siemmens
Un asunto sin nariz Franco Vaccarini
Los nombres prestados Verónica Suckaczer (😊)
Así se escribe un cuento Mempo Giardinelli (relectura)
 Seguro que te crece la nariz (entre limericks y disparates) de Anamaría Ponce con ilustraciones de mEy! Aique
A la rueda de la batata  Compilación de rimas, canciones, juegos, adivinanzas, coplas, nanas trabalenguas y refranes tradicionales para niños . Realizada por Anamaría Ponce para Hola Chicos
Quiere a ese perro  Sharon Creech
Semillas del canto Mujeres latinoaméricanas en la poesía SM
La noche más larga Sandra Comino (😊)
El libro salvaje Juan Villoro
Entrelíneas (Mario Méndez coordina una serie de entrevistas a autores de LIJ) (relectura) (😊)
Juan de este mundo Marisa Perez Alonso (😊)
Desbordes Una mirada sobre el libro-álbum Mariel Rabasa y María Marcela Ramírez
Konrad o el niño que salió de una lata de conservas Christine Nöstlinger 
Por el color del trigo Toño Malpica
El principito Antoine de Sain Exhupery (relectura, para acompañar Por el color del trigo)
Esto no es para vos Sandra Comino (relectura) (😊)
9 ratas en busca de un cuento Verónica Sukaczer (😊)
Vacaciones vampíricas Favián Sevilla
La maestra Victoria Bayona
Pasen y vean versos de Olga Drennen con ilustraciones de Sara Sedrán Abrancancha ediciones
Una ciudad mentirosa poesías de Melina Pogorelsky con ilustraciones de María Elina Abrancancha
Son tumikes Sebastián Vargas (😊)
El pacto Sebastián Vargas y Florencia Gattari
Un gato viejo y gris mirando por la ventana Toño Malpica
Los cretinos Roald Dhal 
El dedo mágico Roald Dhal
Alina, maga del mandarino Laura Escudero
Un ladròn entre nosotros Claudia Piñeiro
El fantasma del aljibe Laura Ávila
La marca de Dinamarca Adela Basch (😊)
Poesía para chicos Antología loqueleo
Ensalada de bichos Patricia Suárez 
Escritos de humor de Alfaguara Juvenil 
Escuela y poesía ¿Y qué hago con el poema? Sergio Andricaín (relectura)
¿Qué esconde Demetrio Latov? Ángeles Durini
¿Quién visita a Demetrio Latov? Ángeles Durini(😊)
También esto pasará Milena Busquets
Pájaros en la boca Samanta Schweblin
Anselmo tobillolargo Cristina Macjus 
Rocco y sus hermanas Ricardo Mariño
El vuelo del sapo Gustavo Roldán
Lucas Francine Ruel
Justo cuando Eduardo Abel Giménez
El abrazo Mar Benegas(😊)
Rompecabezas Maria Fernanda Maquiera (😊)
Historias extraordinarias Roald Dhal
Los vecinos impostores Laura Escudero 



Leyendo 2016: Historias Extraordinarias



Título: Historias Extraordinarias
Autor: Roald Dahl
Colección Compactos
Editorial: Anagrama

Encontré este libro de casualidad, en un lugar inesperado.
  Una tarde de miércoles, en que como siempre, tenía varias horas libres, me instalé en la biblioteca del colegio a revisar  libros. No es tarea fácil, porque la mayoría se encuentra atrapados, tras vitrinas cerradas con llave, y en pilas que no los dejan ver la luz.

La única manera de dejarlos respirar, es ir sacándolos uno a uno, y esparcirlos (un poco incomodando al resto) por el piso y la mesa. Y así fue que sorprendentemente, apareció.

De más está decir que Roald Dhal es uno de mis autores favoritos, y este año me propuse continuar leyéndolo. 





Nacido en Gales, de padres Noruegos. Educado en Inglaterra. Es un autor que aunque no hayan llegado a leer,  conocen por alguna de sus obras.
 
Matilda, Las brujas, Charlie y la fábrica de chocolate, Cuentos en verso para niños perverso, son libros que continuamente recomiendo. Sin embargo, de sus cuentos para adultos, solo conocía "El hombre del paraguas" que les leo a mis alumnos de biología, cada año (está en una antología de Cuentos de humor compilada por Susana Izcovich).

En este volumen aparecen siete cuentos, cinco en realidad de ficción y los dos últimos relatos que aparecen contados en primera persona.

No fue fácil terminarlo, y menos dejarlo ir...(había que devolverlo a la biblioteca antes de que terminara el año)

El primer cuento se llama El chico que hablaba con los animales. En una playa del Caribe unos pescadores capturan una inmensa tortuga marina, un trofeo preciado que podrá darles mucho dinero. Un niño amante de los animales, se desespera, y pide que la suelten, su padre intercede y la tortuga vuelve al mar. 

Podría ser una historia feliz, sin embargo...la felicidad no alcanzará a todos por igual, en el final.

En este libro me parece que el autor, no quiere que "nos pongamos cómodos", cuando nos parece estar encaminados, que ya vislumbramos el final, un giro de la trama, nos sorprende y nos devuelve la inquietud. 

Es por eso, que algunos cuentos, los abandoné porque ya no soportaba el desasosiego. La crueldad, la injusticia, la avaricia, algunas de estos terribles, y a la vez tan humanos defectos, están retratados en esos cuentos. Nos sentimos obligados a atravesar la oscuridad, pero Roald siempre nos ilumina con algún destello de esperanza.  

El autostopista, para mí tiene un aire del cuento El hombre del paraguas, vuelve el tema del engaño,  contado con humor, y con un giro que nos alcanza al final.

El tesoro de Mildelhan, según la introducción, es un relato real de lo que le sucedió a un campesino al encontrar un tesoro de plata romana al arar el campo ... Es un disfrute leer la descripción de sus personajes, y ver como un hecho cotidiano (ir a arar el campo) se tranforma en una historia extraordinaria.

El cisne, es una historia sobre la crueldad. Es de esas historias de las que, si uno se sumerge, sale empapado, y con frío hasta los huesos. Dos niños,  salen a cazar aves, solo por el placer de poder hacerlo. No contentos con esto, se encuentran con un par, un compañero de colegio, y deciden también ejercitar su crueldad con él. Una historia a la que abandoné y volví,  hasta poder terminar.

Algunas personas, cuando ya han soportado demasiado y se han visto empujadas más allá de los límites de su resistencia, simplemente se vienen abajo y se rinden. Hay otras, aunque no son muchas, que por alguna razón serán siempre inconquistables. Las encuentras en tiempos de guerra y en tiempos de paz. Poseen un espíritu indomable y nada, ni el dolor ni la tortura ni la amenaza de muerte, logrará que se rindan.

De esto nos quiere hablar Roald...De lo peor y de lo mejor que esconden los seres humanos.

La maravillosa historia de Henry Sugar, es un cuento larguísimo que lei muy rápido. Te atrapa, te sorprende, y no te suelta hasta el final. En realidad son varias historias entrelazadas, que se van abriendo como ventanas ante nuestros asombrados ojos.

Hacia el final del libro mis favoritos: Racha de Suerte COMO ME HICE ESCRITOR.  Para mí, esta parte no tiene desperdicio.

He aquí algunas de las cualidades que debe poseer o tratar de adquirir si desea convertirse en escritor de ficción: 
1. Debe tener una imaginación viva.
2. Debe ser capaz de escribir bien. Con eso quiero decir que debe ser capaz de hacer que una escena cobre vida en la mente del lector. No todo el mundo posee esa habilidad. Es un don que sencillamente se tiene o no se tiene.
3.  Debe tener resistencia. Dicho de otro modo, debe ser capaz de seguir con lo que se ahce sin darse jamás por vencido, hora tras hora, día tras día, semana tras semana y mes tras mes.
4. Tiene que ser un perfeccionista. Eso quiere decir que nunca debe darse por satisfecho con lo que ha escrito hasta que lo haya reescrito una y otra vez, haciéndolo tan bien como le sea posible
5. Debe poseer una gran autodisciplina. Trabaja usted a solas. Nadie le tiene empleado. Nadie le pondrá de patitas en la calle si no acude al trabajo y nadie lo reñirá si hace ustede el vago.
6. Es una gran ayuda tener mucho sentido del humor. Esto no es esencial cuando escribe para adultos, pero es de vital importancia cuando escribe para niños.
  7. Debe tener cierto grado de humildad. el escritor que piense que su obra es maravillosas, lo pasará mal.

Luego como en Boy (Relatos de la Infancia), nos cuenta un poco de su vida (y de su educación en  los colegios ingleses, de donde salieron esos personajes adultos como  "la Tronchatoro" que nos describe en Matilda)

Vale la pena leer los informes de final de trimestre, que le entregaban en la escuela:

Trimestre de verano, 1930 (edad 14 años)
Redacción: Nunca he conocido un muchacho que de forma tan persistente escriba exactamente lo contrario a lo que quiere decir. Parece incapaz de ordenar sus pensamientos sobre el papel.

O en el Trimestre de Pascua de 1931 (a la edad de 15 años)

Redacción: Chapucero persistentes. Vocabulario negligible, oraciones mal construidas. Me recuerda a un camello.

Hacia el final del libro, nos cuenta como se hizo escritor. Que es en sí misma una historia extraordinaria. 

Pero Roald, lo que prefiere es inventar historias. Y claro, salvo un par de historias reales (al final del libro figura Pan comido, la crónica sobre su experiencia en la guerra, que lo transformó en escritor),el resto son fruto de su increíble imaginación. Las ideas, dice,  se le ocurren en cualquier momento, y las garrapatea en una libreta...

Tengo esa libreta desde que hice los primero intentos de escribir en serio. La libreta tiene noventa y ocho páginas. Las he contado. Y casi todas ellas aparecen llenas por ambas caras, llenas de esas ideas para una historia. Muchas de ellas no sirven. Pero practicamente todas las historias y cuentos infantiles que he escrito empezaron en forma de nota de tres o cuatro líneas en ese volumen pequeño y gastado de tapas rojas...

Por suerte, nos deja asomarnos...


¿Qué tal una fábrica de chocolate...que hace cosas fantásticas y maravillosas dirigida por un loco?

(así empezó Charlie y la fábrica de chocolate)

Encontré otras reseñas en la web, cada una les contará un pedacito diferente del libro. Me parece que justamente son varios libros en uno... acá una del fantástico Blog Donde viven los libros.   

 http://www.dondevivenloslibros.com/2011/09/historias-extraordinarias-dahl-roald.html

Y para los que no se aguanten hasta compar el libro, les recomendo bucear en la web, pueden encontrar algunas de estas historias en pdf. 

Aunque, el otro día me encontré en la librería con una edición aún más completa de sus cuentos (un pedido que le hice a Papá Noel y que se ve que fue demorado, supongo que por cuestiones técnicas...). Se los ofrezco por si quieren recargar las bolsas de los Reyes Magos, también de Anagrama. Incluye Historias Extraordinarias, y más...



 
Para mí, Historias Extraordinarias es un fantástico libro con el cual terminar el 2016. Un libro sobre la esperanza, pleno de buenos deseos, en donde se nos recuerda lo importante que es transitar la vida con humor. También defiende esas cosas en las que creo, alentar la imaginación de los niños...y  la fe. Porque a pesar de lo terrible que pueda parecernos todo, siempre, siempre, puede terminar mejor de lo que empezó...

Feliz Año por comenzar.... 

Y gracias a todos y cada uno, de los que me acompañaron con su lectura .. 

lunes, 26 de diciembre de 2016

LEYENDO 2016: Konrad o el Niño que salió de una lata de conservas

Les copio una reseña que apareció en mi facebook en Julio de este año (y la completo).

Una de las propuestas de Año Nuevo fue continuar leyendo a Christine Nöstlinger. Lamentablemente de esta prolífica autora alemana ganadora del premio Andersen, no se consiguen todos sus libros en Argentina. Gracias a mi amigo Roberto Sotelo, en los últimos tiempos he ido encontrándome con algunos. Lamentablmente este año, no pude leer todo lo que hubiera querido, pero este libro me llegó especialmente.





Autora: Christine Nöstlinger
Editorial: Alfaguara
(tengo una versión viejita, que compré usada, creo que ha salido una versión nueva de loqueleo)

Konrad es un niño que llega a la casa de la Sra Bartolotti en una lata.
Situación totalmente inesperada, en un libro que sorprende, encanta y nos deja pensando. 

La Sra Bartolotti, no es una persona como otras, y no le interesa encajar, sino por el contrario, le gusta salirse del molde. Vive sola, hace lo que le gusta, y no rinde cuentas a nadie.

No esperaba ese envío especial, no esperaba un niño en su vida, pero termina aceptándolo, y lo que es más importante (para ambos), hasta se encariña con él.

Es una mamá muy especial para Konrad que resulta un niño modelo, o un modelo de niño.


Pero Konrad necesita un papá, así que un farmacéutico amigo se hace cargo de este rol. No podría haber una pareja más dispar como padres de este niño ejemplar.

Al ir transcurriendo las páginas (de un libro que se lee de un solo tirón, con disfrute y carcajadas incluidas), vemos como van cambiando los protagonistas, y con ellos uno mismo (o por lo menos, me ocurrió a mí).

Ese choque con lo establecido, la crítica a la sociedad y a lo políticamente correcto es una marca de la autora.
 

También lo es el humor, tan necesario a veces.

Para leerlo con los hijos, no tan pequeños, y reirse con ganas.  


Tanto de la historia, como de nosotros...como padres.

(Sigo pensando que tendríamos que hacer un grupo de lectura de Christine y de Roald, quizás alguno de ustedes quiera recoger el guante).


Si buscan otra reseña en el blog encontrarán la de Por favor, vuelve a casa (otro tipo de libro, para encontrarse a Christine)






viernes, 23 de diciembre de 2016

Los libros favoritos de Picnic de Palabras Florida (Parte II)

Seguimos entonces con esta lista de libros escogidos por nuestros concurrentes, lectores y amigos del Picnic.

Como ya les conté en la primera selección, el orden es un tanto arbitrario, y obviamente, depende de los libros que disponemos, que no son todos, todo el tiempo.

Pero vamos repasando las fotos, y nos encontramos con algunos que han sido claros favoritos.






Animalario Universal del Profesor Revillod 
Autor del texto: Miguel Murugarren (Ilustraciones / Texto)
Ilustrador: Javier Sáez Castán 
Editorial: Fondo de Cultura Económica






Un libro que siempre sorprende, con pestañas intercambiables, que les permite construir sus propios y disparatados animales.  








Autores: Natalie Louis-Lucas y Kristien Aertssen
Editorial: Océano Travesía

Este libro nos cuenta de una mamá, un niño, y de un lobo. En realidad es el niño quien le cuenta a su mamá, justo antes de irse a dormir, de ese lobo. Y mientras lo hace, podemos ver que el lobo se asoma, por el borde de la página al levantar las pestañas. Un juego muy divertido que entusiasma y divierte.

Había un par de amigos de corta edad, que cada domingo que nos encontrábamos en la plaza, volvían a leerlo. Es más en esta foto, el más pequeño, (que ya se lo aprendió de memoria de tanto leerlo), le está "leyendo" el libro a su hermano más grande.








Agregamos un favorito que conocen muchos chicos (y grandes) de Argentina






Zoo Loco
Autora del texto: María Elena Walsh
Ilustradora: Perica

Reconozco que está entre mis preferencias. Por eso, lo llevo, lo leo, lo susurro y lo recomiendo. Tenemos varios de María Elena. Pero este poemario, poblado de Limeriks es una de los más escogidos.



Acá vemos a unos chicos que están dibujando los poemas, entusiasmados por esas imágenes de Perica que le agregan atractivo. Tengo varias versiones de esta obra, la versión ilustrada por Pedro Vilar, se encuentra entre mis favoritas (aunque no la puedo llevar al Picnic porque ha librado demasiadas batallas).





También de los grandes...







Entre los cuentos clásicos hay dos versiones que han sabido ganarse las preferencias.







Caperucita Roja
Autor:Sobre el cuento de los Hermanos Grimm en una versión de Gilles Bizuene
Ilustraciones: Barroux
Editorial: UnaLuna

Esta versión tiene el texto al final, con lo cual uno puede ir mostrando las ilustraciones mientras lee detrás el texto, o simplemente construir el significado, o reconstruir la historia mirando las potentes ilustraciones. Como por ejemplo la que este lector mira atentamente en la fotografía de abajo.








Y esta versión de Blancanieves
Texto original de los hermanos Grimm
llustraciones: Benjamin Lacombe
Editorial: Edelvives




Acá muchos se sorprenden con la versión original de los hermanos Grimm, (que no es exactamente el cuento de Disney que todo el mundo recuerda), pero aún más con las ilustraciones de Lacombe, que le dan otro significado a la historia. Un placer hacer con ella una lectura compartida en el Picnic, porque siempre genera un intercambio muy interesante con los chicos...

Es todo por ahora...hoy nos vemos en la plaza para festejar los dos años de Picnic de Palabras Florida

¡Gracias por acompañarnos!